PEUGEOT 205 GTI » Contigo al fin del mundo»

 

Peugeot-205-GTI-02

Pininfarina diseñó para Peugeot en 1983 el 205.» Contigo al fin del mundo» fue el lema que hizo que se convirtiese en un automóvil mítico en la historia del automovilismo español.

En 1984 lanzó el mítico 205 GTI. El 205 Turbo 16 dará a Peugeot dos títulos de campeón del mundo de rallyes, en 1985 y 1986. Se han fabricado más de 5 millones de unidades del Peugeot 205.

El Peugeot 205 entraría en escena en 1983 y lo haría con una inusitada fuerza. Peugeot presentaba un utilitario que entraba por los ojos: moderno, fresco, desenfadado, fiable, práctico y económico. Lo tenía todo para competir y poner coto a los veteranos Renault 5 y Ford Fiesta, y con los nuevos Opel Corsa, Fiat Uno y posteriormente con los Seat Ibiza y Citroën AX.

En aquel mismo año, el máximo responsable del equipo de competición , desvelaba los planes deportivos de la marca. Ni más ni menos, planteaba atacar el mundial de rallyes contra Lancia, Audi y Renault. Veía así la luz el prototipo Turbo 16 de motor central trasero sobrealimentado y tracción a las cuatro ruedas.

http://www.autogaleria.hu -

El Peugeot 205 GTI es uno de los urbanos deportivos más respetados gracias a su soberbio motor y a su vibrante conducción. Nos subimos a este clásico para trasladarte cuáles fueron las virtudes que le hicieron ser un icono de su época. Se fabricaron casi 5,3 millones de unidades, muchas de ellas en la factoría de PSA en Madrid. Se produjo entre 1983 y 1998 -cuando fue reemplazado por el 206- y, entre sus numerosas versiones, destaca la más deportiva -sin contar el exclusivo T16 con motor central-trasero-: el 205 GTI.

Dos variantes para el GTI La primera se conocía como GTI 1.6, se presentó en 1984 y equipaba un propulsor de 1.590 cc con 105 CV, cuya potencia se elevó a 115 CV en 1987. De forma paralela, en 1986 llegó el GTI 1.9: equipaba una mecánica de 1.905 cc que desarrollaba 130 CV. Este último modelo se vendió hasta 1992 pero, en 1991, con el leve restyling al que se sometió a toda la gama 205, el GTI 1.9 recibió un catalizador para cumplir con las normativas sobre emisiones, lo cual repercutió en una reducción de su potencia hasta los 122 CV. Por otro lado, el GTI también contó con una variante con carrocería cabrio -desde 1985-, conocida como CTI.

Lo mejor estaba al volante más allá de su atractivo estético, favorecido por los pasos de rueda ensanchados y las sugerentes llantas de 15″ -una medida bastante grande para su época-, las mayores virtudes del 205 GTI 1.9 se encontraban tras el volante. El motor 1.9 destacaba por su generosa entrega de par desde cualquier régimen de revoluciones, lo cual aportaba a este vehículo una buena aceleración y recuperación. Por otro lado, en conducción deportiva, el desigual reparto de pesos del GTI -62,8% delante y 37,2% detrás- derivaba en un eje trasero algo ‘inquieto’ en curva, aunque eso le proporcionaba unas reacciones divertidas y una buena capacidad para ‘redondear’ los giros rápido. Por otro lado, su caja de cambio manual tenía un tacto mejorable, pero unos desarrollos adecuados para correr.

Peugeot 205 GTI 1.9 (1991)

 

Motor: Gasolina, cuatro cilindros en línea, situado en posición delantera transversal, 1.905 cc, 122 CV a 6.000 rpm, 150 Nm de par a 3.800 rpm.
Velocidad máxima: 200 km/h aprox.
Aceleración 0-100 km/h: 8,5 seg.
Consumo medio: 8,0 litros/100 km aprox.
Tracción: Delantera.
Cambio: Manual, cinco velocidades.
Frenos: De disco en ambos ejes.
Suspensión: Independiente en las cuatro ruedas.
Dirección: De cremallera.
Neumáticos: 185/55-R15.
Llantas: 15″.
Largo x ancho x alto (m): 3,70 x 1,57 x 1,35 m.
Peso: 880 kg.
Maletero: 270 litros aprox.
Depósito de combustible: 50 litros.